Mejores precios de las últimas búsquedas

Duración del viaje:

agosto 2020

15 sáb
16 dom
17 lun
18 mar
19 mié
20 jue
21 vie
22 sáb
23 dom
24 lun
25 mar
26 mié
27 jue
28 vie
29 sáb
30 dom
31 lun

septiembre 2020

1 mar
2 mié
3 jue
4 vie
5 sáb
6 dom
7 lun
8 mar
9 mié
10 jue
11 vie
12 sáb
13 dom
14 lun
15 mar
16 mié
17 jue
18 vie
19 sáb
20 dom
21 lun
22 mar
23 mié
24 jue
25 vie
26 sáb
27 dom
28 lun
29 mar
30 mié

octubre 2020

1 jue
2 vie
3 sáb
4 dom
5 lun
6 mar
7 mié
8 jue
9 vie
10 sáb
11 dom
12 lun
13 mar
14 mié
15 jue
16 vie
17 sáb
18 dom
19 lun
20 mar
21 mié
22 jue
23 vie
24 sáb
25 dom
26 lun
27 mar
28 mié
29 jue
30 vie
31 sáb

noviembre 2020

1 dom
2 lun
3 mar
4 mié
5 jue
6 vie
7 sáb
8 dom
9 lun
10 mar
11 mié
12 jue
13 vie
14 sáb

No disponemos de precios orientativos para este destino y número de noches. Puedes hacer una búsqueda para conocer el precio exacto de tu viaje.

Vuelos de última hora desde Berlín

Disfruta de los mejores destinos
Precios ida con tasas incluidas. Gastos de gestión no incluidos.

Consigue tu vuelo y conoce Estocolmo


Situada a orillas del lago Mälaren y el mar Báltico, meca del diseño moderno y con una tradición de más de 700 años.
 
La parte vieja de la ciudad - Gamla Stan-, respira aire medieval, y contrasta con el esplendor del Palacio Real y su Ayuntamiento. Estocolmo ocupa 14 islas, y es la frontera natural con su Archipiélago. En verano, vale la pena visitar alguna de las islas, a las que se puede acceder gracias a las innumerables rutas en ferry.
Imprescindibles para visitar son el barrio Gamla Stan en la parte vieja; los jardines del Palacio de Drottningholm, residencia de la familia real sueca; el impresionante City Hall donde se celebran los Premios Nobel; el maravilloso parque urbano de Djurganden, que contiene el Museo del Vasa, donde se exponen un barco del s. XVII, y el Skasen, museo al aire libre más grande del mundo; la Catedral; la vista de Gamla Stan desde Skeppsholmen, isla donde antaño armaban sus barcos, y ahora alberga el Museo Moderno diseñado por Rafael Moneo y el de Arquitectura; la Casa de la Cultura -Kulturhuset-, considerada la sala de estar de Estocolmo, un auténtico centro social y cultural.
En las callejuelas del Gamla Stan hay un montón de encantadores restaurantes para conocer la cocina típica sueca, que se basa en salmón, arenque y cangrejo. De postre, de merienda o en el desayuno kanellbulle, muy recomendable es el tradicional bollo de canela acompañada de un chocolate caliente.
Vistas al río
Publicidad