Mejores precios de las últimas búsquedas

Duración del viaje:

agosto 2020

16 dom
17 lun
18 mar
19 mié
20 jue
21 vie
22 sáb
23 dom
24 lun
25 mar
26 mié
27 jue
28 vie
29 sáb
30 dom
31 lun

septiembre 2020

1 mar
2 mié
3 jue
4 vie
5 sáb
6 dom
7 lun
8 mar
9 mié
10 jue
11 vie
12 sáb
13 dom
14 lun
15 mar
16 mié
17 jue
18 vie
19 sáb
20 dom
21 lun
22 mar
23 mié
24 jue
25 vie
26 sáb
27 dom
28 lun
29 mar
30 mié

octubre 2020

1 jue
2 vie
3 sáb
4 dom
5 lun
6 mar
7 mié
8 jue
9 vie
10 sáb
11 dom
12 lun
13 mar
14 mié
15 jue
16 vie
17 sáb
18 dom
19 lun
20 mar
21 mié
22 jue
23 vie
24 sáb
25 dom
26 lun
27 mar
28 mié
29 jue
30 vie
31 sáb

noviembre 2020

1 dom
2 lun
3 mar
4 mié
5 jue
6 vie
7 sáb
8 dom
9 lun
10 mar
11 mié
12 jue
13 vie
14 sáb
15 dom

No disponemos de precios orientativos para este destino y número de noches. Puedes hacer una búsqueda para conocer el precio exacto de tu viaje.

Vuelos de última hora desde Antofagasta

Disfruta de los mejores destinos
Precios ida con tasas incluidas. Gastos de gestión no incluidos.

Consigue tu vuelo y conoce Los Andes


Villa Santa Rosa de los Andes, mejor conocida como los Andes, es una comuna perteneciente a la Quinta Región de Valparaíso y ubicada casi a faldas de la cordillera homónima, en la provincia de los Andes. Fundada el 31 de julio de 1791 por el Padre de Bernardo OHiggins, Ambrosio Bernardo OHiggins, cuenta en la actualidad con cerca de 100 mil habitantes. Colinda con las localidades de San Esteban, Santa María, Calle Larga, Rinconada y San Felipe.


A 70 km del Paso Los Libertadores, que une a Chile con el país trasandino, Los Andes  se sustenta principalmente de su actividad agrícola y minera. Su clima es mediterráneo, con una temperatura promedio anual de 15 grados. Claro que la balanza para el apogeo estival, puede empinarse fácilmente sobre los 30 grados, en contraparte al invierno, bordeando los cero grados.


El centro de la ciudad ha sido declarado Zona Típica, dada las construcciones históricas que embellecen el sector y que se remontan a finales de 1700, de estilo predominante neo-clásico. De estas, destacan templos e iglesias conservadas con ahínco, sobreviviendo al frio y los terremotos. Pero también hay construcciones contemporáneas, como Parroquia Santa Rosa de los Andes y Santo Cristo de la Salud, alzadas a mediados de 1900. Se le suma Parroquia nuestra Señora de Fátima. Y de los más antiguos, cabe destacar también Parroquia de la Asunción de finales del siglo xix. La Gobernación Provincial y Correo y el Museo Histórico y Arqueológico, ambos declarados monumentos nacionales, completan el paisaje urbanístico. Esto, obvio, armonizado con casonas y barrios coloniales de gran importancia cultural.

Frente a la Plaza de Armas se ubica la ya mencionada Gobernación Provincial y una galería comercial altamente concurrida. En la propia plaza se suelen instalar tiendas de artesanía. Cercana a la Avenida Argentina, corre paralelo el Rio Aconcagua; aguas frías, puras y cristalinas, que descienden de la Cordillera de los Andes en destino hacia el Océano Pacifico.
 


La Medialuna de los Andes y el Estadio Regional, son dos centros deportivos de gran convocatoria. Dejando como opciones igualmente válidas, el baloncesto y el rugby, que más de alguna sonrisa le ha dado a los lugareños por sus triunfos deportivos en campeonatos nacionales.  También dada la cercanía de la cordillera, hay centros de esquí, siendo El Portillo y El Arpa, dos de los más conocidos. De hecho en el Centro Invernal El Portillo, se dan cita esquiadores latinoamericanos de renombre, experimentados o aficionados, organizándose eventos competitivos de este deporte blanco.


Al ubicarse en la precordillera andina, Los Andes cuenta con empresas dedicas al rubro de las excursiones, llevando grupos humanos a diversos parajes naturales de inconmensurable belleza. Te encantará el Monumento Natural Valle del Rio Blanco, con una privilegiada diversidad de flora y fauna. Laguna del Inca y el Salto del Soldado, siguen la línea de las maravillas naturales de la zona. Y para quien no sepa qué es el Salto del Soldado, la leyenda rumorea que un soldado chileno huyendo de la persecución española, saltó a caballo de una brecha a otra, sobre un enorme y atemorizante precipicio, logrando zafar del acoso impuesto. Al otro extremo los hostigadores se retiraron humillados.



Los Andes
Publicidad